Deportistas denuncian deterioro de los escenarios de la Ciudadela Real de Minas

Realizado por: Emily Pineda

Están en deterioro los espacios deportivos de la Ciudadela Real de Minas como el coliseo Edmundo Luna Santos, el Patinódromo Roberto García Peña y la cancha de sóftbol El Bueno, que servirán a los Juegos Suramericanos Escolares que se realizarán en diciembre.

Deportistas y usuarios de estos escenarios manifiestan preocupación respecto al mantenimiento y accedo a las instalaciones administradas por el Instituto De la Juventud el Deporte y la Recreación de Bucaramanga (INDERBU).

Instructores de patinaje manifiestan que desde hace diez años no se le han realizado intervenciones de mantenimiento al patinódromo Roberto García Peña, inaugurado en 1996 para los Juegos Nacionales.

Ángela Villabona Maldonado, entrenadora de patinaje asegura que es necesario el apoyo de entidades gubernamentales para solucionar el deterioro del patinódromo y evitar accidentes y lesiones de los deportistas.

“Actualmente, el lugar se encuentra un poco abandonado, tenemos algunos huequitos en la pista que pueden ocasionar algunos accidentes también en la ruta. Pues se ha venido haciendo una labor por parte de la Liga Santandereana en hacer un recubrimiento, pero pues de igual manera necesitamos el apoyo externo de los responsables del lugar”.

El patinódromo García Peña ha experimentado un notable aumento en la demanda de la comunidad. Equipos locales y aficionados al deporte usan el escenario de manera constante; sin embargo, usuarios han planteado inquietudes sobre la necesidad mejorar la infraestructura y el equipamiento para garantizar la seguridad y la calidad de las instalaciones.

Paulo Abaunza, usuario diario del patinódromo, afirma que por el estado del lugar no puede ser sede para un torneo nacional ni internacional.

“El escenario ya tiene muchos años. La ruta hay que pavimentarla nuevamente y la pista tiene una serie de grietas, pero es un mantenimiento más sencillo. Adicionalmente nosotros consideramos que el patinódromo tiene que hacer una reforma total en cuanto a infraestructura. No tiene casi parqueaderos, no tiene camerinos para los deportistas, entonces ya no es un escenario ni siquiera para un nacional, mucho menos para que Bucaramanga venga a un mundial a representar o hacer competencias acá”.

El coliseo Edmundo Luna Santos, lugar de entrenamiento de la Liga de Boxeo, no ofrece las garantías para el desarrollo físico y mental de los atletas, tal como lo manifiestan los propios deportistas.

Así lo asegura el boxeador Jhosmer Méndez Franco, quien dice que el abandono del Edmundo Luna Santos les afecta a su entrenamiento.

“Este coliseo está en sí muy abandonado. Cuando entrenamos estamos con algunos ejercicios en el piso, los materiales, sobre nosotros. El ring está acabado, ya no podemos entrenar. Y eso, y pues los sacos ya están muy abandonados. Todo es muy pequeño. No podemos entrenar muy bien”.

Los deportistas y entrenadores que acuden a la cancha de sóftbol El Bueno afirman que hacen falta lugares para entrenar y el abandono del lugar dificulta la práctica del deporte.

Además, afirman que la ausencia de más escenarios de juego obstaculiza la realización de torneos y la expansión de este deporte en la comunidad, generando preocupación por el futuro de la práctica del sóftbol en Bucaramanga.

Los tres escenarios deportivos de la Ciudadela Real de Minas tienen una capacidad de 4.000 espectadores, aproximadamente.